Volver

Molí de la Rambla o de la Pelachana

Código
1
Denominación
Molí de la Rambla o de la Pelachana
Municipio
VALL D'ALBA
Comarca
LA PLANA ALTA
Provincia
CASTELLÓN
Ubicación
El molino se encuentra en una pequeña curva del margen izquierdo de la rambla de la Viuda al cobijo de sus envites directos.
Dirección
Polígono 15 parcela 9015.
Uso primitivo
Urbanístico
Fecha construcción
1850
Edificio instalación
Molino harinero de agua.
Tipología
Edificios - Edificios industriales - Molinos - Molinos hidráulicos
Autor
Mª Pilar Chamorro Ulloa.
Fecha
19/07/10
Notas
Memoria Prospección Arqueológica y Etnológica para la realización del Catálogo de Bienes y Espacios Protegidos del nuevo PGOU. Propuesto como Bien de Relevancia Local (BRL), Espacio Etnológico de Interés Local con Protección Integral.
Foto InmuebleFoto Inmueble
Sección
Segunda
Clasificación
Bienes inmuebles 2ª
Categoría
Espacio etnológico de interés local
Estado
BRL (Genérico)
Modalidad
Bien de Relevancia Local según la Disposición Adicional Quinta de la Ley 5/2007, de 9 de febrero, de la Generalitat, de modificación de la Ley 4/1998, de 11 de junio, del Patrimonio Cultural Valenciano (DOCV Núm. 5.449 / 13/02/2007)

Este molino fue construido en el año 1850 para cubrir las necesidadesd e una vasta hacienda, la Pelechana. Actualmente, permanece sin tejado y en ruinas. Era molino de dos muelas catalanas; hasta hace poco las cuatro muelas estaban en la sala de muelas donde se podían admirar los surcos y la zona de molientes. En la actualidad, algunos derrumbes y la espesa vegetación impiden verificar si todavía siguen allí. El agua llega al molino a través de una espectacular acequia excavada en el sedimento de gravas de los acantilados que flanquean el cauce de la Rambla de la Viuda. Se trata de una canalización de grandes dimensiones (más de 150 cm de altura y más de 100 cm de ancho) que presenta varias aberturas a una altura determinada que podrían funcionar como respiraderos o aliviaderos, en caso de caudal elevado. Justo antes de llegar a la balsa, la acequia tiene una salida directa al exterior (regulada por compuerta). La construcción de la acequia es sencilla: simplemente excavada en el sedimento blando, con refuerzos de mortero en las curvas en las que la fuerza del agua pudiera erosionar la pared. Una vez llega al molino, el agua se recoge en una balsa adaptada al terreno. Es de planta irregular, con paredes curvas parcialmente excavadas en las gravas. La balsa tiene dos aberturas en la parte inferior: son los canales que, a través del cubo, conducen el agua a presión hasta el cárcavo, donde se situaría el rodezno que accionaría el árbol y las muelas. Hoy toda esta maquinaria ha desaparecido. Excavadas en el blando sedimento del acantilado, varias dependencias usadas como establo o como almacén.

Fotos

Foto Inmueble

Plano

Foto Inmueble