Tornar

Torre Vigía

Codi
46.25.195-001
Denominació
Torre Vigía
Municipi
PILES
Comarca
LA SAFOR
Província
València
Localització
Junto a la playa
Època
S.XVI (1577)
Ús primitiu
Defensivo
Estil
Renacimiento
Tipologia
Edificis - Edificis militars - Torres defensives - Torres vigies
Foto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble
Secció
Primera
Clasificació
Bienes inmuebles 1ª
Categoria
Monument
Estat
Declaració genèrica
Anotació Ministeri
R-I-51-0010911
Fecha anotación
24/10/02
Tipus de delimitació
Genérico

En 1532 se presentaron en Piles algunas naves argelinas bajo el mando de Ben Aydin, lugarteniente del famoso pirata y rey de Argel, Kayredin-Arug, más conocido como Barbarroja II, efectuando un desembarco. El asalto fue repelido por Francisco Gilabert y Centelles, Conde de Oliva, y por el Duque de Gandía.
El 9 de junio de 1571 moriscos bautizados de Piles y alrededores intentaron huir.
A fin de evitar que estos hechos siguieran produciéndose, en 1575, el Rey Felipe II encargo al virrey de Valencia, Vespasiano Gonzaga y Colonna, un estudio de defensa del litoral y en 1577 fue construida la Torre de Piles, bajo la supervisión del mismo virrey, militar de gran prestigio e ingeniero de obras de fortificación. Parece que también colaboró en su diseño el ingeniero italiano Giambatista Antonelli. Su sistema defensivo era regulado por ordenanzas que se mantuvieron durante los siglos XVI y XVII.
Como consecuencia de lo anterior, durante el siglo XVI había en la costa de la provincia de Valencia alrededor de trece torres de vigilancia y defensa. Eran, de Norte a Sur, las de Mardá, Grao de Murviedro, Puig, Grao de Valencia, Saler, Gola del Perellonet, Cabo de Cullera, Cullera, Tabernes, Xeraco, el Grao de Gandía, Piles y Oliva. Las cinco últimas pertenecen a la comarca de La Safor.
El emplazamiento era el punto más estratégico con relación al territorio a vigilar y, en Piles, su construcción fue muy dificultosa puesto que se trataba de un terreno pantanoso, en el que no había piedra.
Desde su construcción le fue destinada una custodia de 4 hombres de la Guardia de Costas, 2 de a pie y 2 de a caballo que alternaban la guardia y hacían señales a las demás fortificaciones.
En el siglo XVIII, al ser menor la amenaza pirata quedó abandonada.
En el año 1830 se creó el cuerpo de carabineros del reino, al que se le encargaba la cobertura y vigilancia fiscal de la costa a fin de evitar el contrabando, situando en ella un puesto que tomó la denominación oficial de Torre de Piles. Desde ella se cubrían los términos de Piles, Miramar, Bellreguard y Guardamar.
El jefe del puesto vivía en la torre y el resto de la dotación con sus familias, construyeron las viviendas en los alrededores, se cree que fueron éstas las primeras barracas.
A partir de entonces se efectuaron ligeras modificaciones en su interior: en la planta baja se construyó un altillo con vigas de madera, al que se accedía por un hueco en la escalera y que se utilizaba como dormitorio, convirtiendo los pesebres en alacenas y armarios.
En el año 1940 al fusionarse el cuerpo de carabineros con la Guardia Civil fue desalojada.
Se encuentra junto a la playa en terreno llano y entre la torre de Oliva (de la que se conserva una pared) y la del Grao de Gandía (hoy desaparecida).
Esta construida con piedra tosca calcárea y mortero de cal viva con grava de río. De forma troncocónica coronada por un matacán corrido apoyado en 28 ménsulas. Este matacán puede deberse a la necesidad de ampliación de la plataforma superior de las torres para poder utilizar piezas de artillería que tuviesen necesidad de espacio para recular, según el informe del ingeniero Juan Bautista Antonelli sin fechar, conservado en el Archivo General de Simancas.
Tiene diez metros de diámetro y trece metros de altura total. Los muros tienen un espesor en la base de 2,80 metros y de 1,60 metros en la parte alta.
Posee dos plantas, la planta baja, que se utilizaba como caballeriza. La planta primera con un lar con chimenea, hacía las funciones de vivienda y la terraza a la que se accedía por una escalera de caracol. En la parte alta un jácena sostenía la cubierta que la cubría en su mitad sur.
Se conserva una lápida sobre la puerta de acceso, similar a la conservada en la torre Marenyet de Cullera, en la cual se lee con dificultad la inscripción siguiente: "REINANDO EL SIEMPRE................REYNO DE VALENCIA VESPASIANO GONZAGA COLONA PRINCIPE DE SABINEDA DUQUE DE TRAIETO MARQUES DE HOSTIANO CONDE DE FUNDI Y DE RODGO..AÑO DE 1577".
Fue restaurada en 1987. (C.Pérez-Olagüe)

Fotos

Foto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble

La geolocalització dels elements està en procés de revisió.