Tornar

Monasterio de San Vicente de la Roqueta y la Iglesia

Codi
46.15.250-079
Denominació
Monasterio de San Vicente de la Roqueta y la Iglesia
Altra denominació
Monasterio de San Vicente de la Roqueta y la Iglesia Parroquial de Cristo Rey
Municipi
VALÈNCIA
Comarca
VALÈNCIA
Província
València
Localització
C/ San Vicente, 126
Època
S.XIII al S.XIX
Ús primitiu
Conventual
Ús actual
Diocesano
Estil
Románico - Barroco
Tipologia
Edificis - Edificis religiosos - Monestirs
Foto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble
Secció
Primera
Clasificació
Bienes inmuebles 1ª
Categoria
Monument
Estat
Declaració singular
Modalitat
BIC VALENCIA
Anotació Ministeri
R-I-51-0004275
Data disposició
27/03/78
Data publicació BOE
05/05/78
Tipus de delimitació
Delimitado - Delimitación Jurídica Provisional - Incoación de Entorno Veure delimitació al mapa
Publicacions DOGV
Resolució entorn de protecció

Dades entorn

Data resolució
06/03/92
Data publicació
08/05/92

Planes

Nom Informe Fecha informe Fecha publicación BOP
Plan Especial de Protección del Entorno Iglesia y Monasterio de San Vicente de la Roqueta (PEP-EB-5) Favorable08/10/14
Catálogo de bienes y espacios protegidos. Plan General Ordenación Urbana. Homologación. Favorable24/11/14

En el ensanche de la ciudad junto a la calle San Vicente se encuentra este antiguo monasterio.
Sus orígenes datan del siglo IV cuando se levantó un ¿martiryum¿ sobre la tumba de San Vicente Mártir. Hubo también en este lugar una necrópolis hasta el siglo VII.
Desde 1231, Jaime I quiso restaurar el templo con una comunidad monástica y configurar un conjunto de iglesia, monasterio y hospital.
Así, en el conjunto estuvieron, los Benedictinos de San Victorian de Asán (1238-1255); Frailes Mercedarios (1255-1259); y de nuevo los monjes de Asán (1259-1287/89) hasta que los cistercienses quedaron en posesión del conjunto como priorato dependiente de Poblet.
En 1240 fue comenzado el conjunto iniciándose la iglesia, el monasterio y el hospital. De esta primera etapa se conservan dos portadas. Durante el siglo XIV y XV se levantaron varias capillas alrededor de la iglesia mayor. A mediados del siglo XV el monasterio contaba con 11 monjes, y se tienen noticias de que contaban con las siguientes dependencias: cocina, dormitorio, sala capitular, sacristía, y otras dependencias menores a parte de la iglesia.
Las portadas conservadas son tardorománicas, una de ellas se encuentra en el claustro, en el lado norte de la iglesia y coincide con la capilla interior de San Vicente. Se trata de una portada de arco de medio punto abocinada con arquivoltas que apean en finas columnas cuyos capiteles están historiados. En los capiteles se representan los distintos episodios del martirio de San Vicente. La otra portada se encuentra en la parte occidental de la iglesia y comunica con una de las dependencias parroquiales. Está realizada en sillería y fue revocada en época moderna.
En el siglo XVII la iglesia fue renovada utilizándose sillares de la antigua fábrica. Se trata de un templo de una sola nave dividida en cuatro tramos con capillas entre contrafuertes. Presenta transepto con cúpula sin tambor y coro alto a los pies. La cubierta se realiza mediante una bóveda tabicada de cañón con lunetos. El alzado interior se realiza mediante pilastras corintias con un entablamento denticulado. Tiene decoración de esgrafiados en los fustes de las pilastras, friso, intradós de los arcos y la parte interior de la cúpula.
A mediados del siglo XVII se renovaron parte de las dependencias monásticas situadas en torno al claustro. El claustro concluido a principios del siglo XVIII presenta pilastras dóricas sobre pedestales, sobre las que apean arcos de medio punto. La planta superior presenta vanos rectangulares con balcones de forja.
La actual capilla de la Comunión fue la capilla de la Virgen de Belén. Fue reconstruida en 1701. Es de planta rectangular y en la parte central presenta una cúpula sobre pechinas. El alzado se realiza con pilastras de orden compuesto y una decoración con cabezas de ángeles y motivos vegetales que recorre toda la capilla.
Durante la guerra de Independencia las tropas francesas lo utilizaron como cuartel. Tras la desamortización y la exclaustración de los monjes en 1837 el Ayuntamiento ordenó el derribo de parte del monasterio. Así desaparecieron la cabecera del templo y su torre con fines urbanísticos.
En 1838 la iglesia, el monasterio y los huertos fueron adquiridos por un particular, para ser dividido en viviendas. En 1879 las monjas agustinas, procedentes del derribado convento de San José y Santa Tecla en 1868, compraron este monasterio con la ayuda del marqués de Tremolar. Se encargaron obras al arquitecto Antonio Martorell, obras que le confirieron su aspecto actual. La iglesia fue consolidada y se cerró la cabecera con testero plano. En el claustro solo se conservaban las pandas norte y oeste, realizándose las otras dos con similares características y se recreció con una planta. En la planta baja se encontraban los servicios como: el refectorio, el locutorio, el aula capitular y el coro bajo. En el primer piso se encontraban las celdas, y en el segundo las celdas de las novicias y la enfermería.
La fachada actual, recayente a la calle San Vicente fue realizada en el siglo XIX con un revestimiento neogótico. Esta dividida en tres plantas con vanos con arcos conopiales y cerrados con celosías. La cabecera del templo se cerró con un muro con vanos ojivales y un óculo central con un remate triangular.
El campanario está realizado en ladrillo. Tiene planta cuadrangular y vanos de medio punto.

Fotos

Foto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble

La geolocalització dels elements està en procés de revisió.