Tornar

Parque Ribalta, Plaza de la Independencia y Plaza Tetuán

Codi
12.05.040-021
Denominació
Parque Ribalta, Plaza de la Independencia y Plaza Tetuán
Municipi
CASTELLÓ DE LA PLANA
Comarca
LA PLANA ALTA
Província
Castelló
Localització
Paseo Ribalta, Plaza de la Independencia y Tetuán
Època
S.XIX 1868, 1876
Ús primitiu
Público
Ús actual
Público
Tipologia
Infraestructures - Zones verdes - Parcs
Foto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble
Secció
Primera
Clasificació
Bienes inmuebles 1ª
Categoria
Conjunt històric
Estat
Declaració singular
Anotació Ministeri
R-I-53-0000246
Data disposició
19/06/81
Data publicació BOE
10/08/81
Tipus de delimitació
Delimitado - Delimitación Definitiva - Delimitación Conjunto Histórico Veure delimitació al mapa

Se trata de una de las zonas más representativas de la ciudad. La configuración de este conjunto parte de finales del siglo XIX, cuando la ciudad inicia un despliegue hacia la industrialización, que no llegó a tener una gran repercusión en aquel momento manteniéndose las actividades artesanales.
En 1868, inaugurado el ferrocarril Valencia-Sagunto-Castellón, el Ayuntamiento decide realizar junto a la estación de Renfe el Paseo Ribalta, como muestra del poder económico de la ciudad y de la burguesía agraria. En el solar del antiguo cementerio del Calvario se planteó éste Parque Ribalta (pintor catalán que entonces se suponía hijo de Castellón), con un contorno triangular alargado, adosado al antiguo paseo-carretera de Morella. La redacción del proyecto fue a cargo de D. Lluís Alfonso, así como también el diseño de los jardines al modo romántico. La traza de andenes y macizos, se conserva en la actualidad. Contiene inscritos dos triángulos comunicados por una recta avenida; el circulo de mayor tamaño era una pérgola, con una casa de recreo en el lado noroeste y un estanque en el centro, hace unos años se construyó un edificio circular. La otra rotonda tiene en el centro la estatua sedente del pintor Ribalta realizada por Juan B. Adsuara, inaugurada el 27 de marzo de 1927. La avenida central, desde la plaza de la Independencia al recinto de la pérgola, y otros lugares del parque están decorados con bancos de cerámica.
El Ayuntamiento decidió en 1876 la ampliación del parque con los terrenos cedidos por el Conde de Pestagua. Fue trazado por D. Lluís Alfonso en colaboración con D. Salvador Fors y el jardinero Francesc Tirado. El nuevo paseo, se llamó primeramente de la Alameda y luego del Obelisco, tenía una superficie cuadrada de casi 200 metros de lado. Una avenida empedrada atraviesa diagonalmente, que va desde la plaza de la Independencia hasta le estación de ferrocarril, tiene en el centro una gran plaza de la que irradian otras avenidas que enlazan con los amplios andenes exteriores. En las parcelas interiores aparecen senderos con vericuetos; los románticos "paseos de filósofos" o "maranyetes".
En 1897 se erigió un obelisco proyectado por Francesc Tomás Traver, que dió nombre al paseo. Fue destruido en 1938 y rehecho en 1980. Instalado en la plaza central, recuerda las jornadas del 7, 8, y 9 de julio de 1837 cuando la ciudad resistió los ataques carlistas. Una balaustrada recorre la plaza decorada en la parte baja con cerámica.
En 1920 se trazaba un estanque, y en 1934 se levantaba el templete de música, obra de Francesc Maristany. El templete con 16 columnas geminadas con capitel corintio que sustentan una cúpula de media naranja que no se refleja al interior.
Diversos monumentos se encuentran en este parque como el busto de Tárrega en bronce, de Adsuara, y busto de Vicente Castell también en bronce realizado por Octavio Vicent. La antigua rosaleda es en la actualidad un parque infantil, en él se encuentra el monumento al Año Internacional del Niño de 1979. Junto al estanque se encuentra el monumento a Domingo Herrero de Tomás Colón Bauzano.
La Plaza de la Independencia se configuró a finales del siglo XIX y principios del XX, integrándose perfectamente con el parque. En ella se encuentra "La Farola", monumento erigido en 1925 para conmemorar la coronación canónica de la Virgen del Lledó, que junto con los edificios de rasgos modernistas e historicistas configuran uno de los entornos mas peculiares de la ciudad. El conjunto de edificaciones que la rodean son de los años 20, de poca altura, entre medianeras, que destacan por sus motivos ornamentales en fachadas e interiores, combinando perfectamente con la apertura vegetal del parque.
La Plaza de Tetuán se encuentra al final de la calle Zaragoza. Se configuró a finales del siglo XVIII (al ser derribado el recinto amurallado que rodeaba a la ciudad) donde se levantaba la antigua ermita del Calvario. En la actualidad ofrece una configuración propia de los años 20-30. Tiene vegetación mediterránea y un conjunto de edificaciones entre medianeras, de una a cuatro plantas, con desván y donde predomina el eclecticismo de la época, a pesar de destacarse influencias casticistas y racionalistas. Junto a ella se levanta el edificio de Correos proyectado por Demetrio Ribes en 1917 en colaboración con Joaquín Dicenta Vilaplana, tras sufrir diferentes transformaciones se concluiría en 1932.

Fotos

Foto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble

La geolocalització dels elements està en procés de revisió.