Tornar

Molinar de Alcoi

Codi
03.27.009-026
Denominació
Molinar de Alcoi
Altra denominació
Conjunto Industrial y Fuente del Molinar
Municipi
ALCOI
Comarca
L'ALCOIÀ
Província
Alacant
Localització
Ctra. N-340 a Alicante
Època
S.XVIII (1780) tapia del recinto; S.XIX (1828-1829) acueducto; S.XX (1912-1914) cúpula
Ús primitiu
Público
Ús actual
Público
Tipologia
Edificis - Edificis industrials i preindustrials - Fàbriques
Foto Inmueble
Secció
Primera
Clasificació
Bienes inmuebles 1ª
Categoria
Conjunt històric
Estat
Declaració singular
Anotació Ministeri
R-I-53-0000596
Data disposició
03/06/05
Data publicació DOGV
10/06/05
Data publicació BOE
02/08/05
Tipus de delimitació
Delimitado - Delimitación Definitiva - Delimitación Conjunto Histórico Veure delimitació al mapa
Publicacions DOGV
Resolució incoació
Publicació declaració
Resolució entorn de protecció
Delimitació entorn de protecció

El Paraje del Molinar se localiza a unos dos kilómetros al sur de la ciudad de Alcoi y a una altitud máxima de 570 m s/n/m. Se accede al manantial y a la cabecera del barranco (primeras fábricas) desde la carretera N-340, a la altura de la Venta Saltera. La zona alta media del conjunto fabril tiene comunicación con el casco urbano por una carretera que confluye a las calles Carretera del Molinar, San Vicente y Sant Nicolau.
El topónimo Molinar, o riu dels Molins, indica la existencia de antiguos molinos harineros y batanes, cuyo origen hay que situarlo en el siglo XV. El caudal permanente y la existencia de fuertes desniveles favorecieron el establecimiento de industrias. El agua como fuente de energía condiciona el emplazamiento de la fábrica al territorio. La energía hidráulica requiere una utilización del agua racional y colectiva, mediante una infraestructura compartida (acequias y canales).
La ciudad de Alcoi ofrece uno de los casos paradigmáticos del proceso de industrialización valenciano, cuyos inicios se remontan a la segunda década del siglo XIX, si bien la relevancia y precocidad de las actividades preindustriales ¿realizadas en batanes de paños- se documentas de forma continuada desde el siglo XV.
Como testimonio de la industrialización alcoyana la ciudad cuenta con ejemplos notables de edificaciones fabriles, desde los primitivos molinos papeleros y batanes localizados a orillas de los ríos Molinar y Barxell, hasta las grandes fábricas de manufactura combinada que se empiezan a edificar en las primeras décadas del siglo XX, y en las que se realizaba la totalidad del proceso textil.
La localización de las antiguas edificaciones industriales estuvo favorecida y condicionada por la existencia de pequeños cursos de agua que cruzan el término de Alcoi, siendo el río Barxell o Riquer el punto escogido para el establecimiento de molinos papeleros ¿en su curso alto- y tintes para lanas -en su curso bajo- localizados ya cerca de su unión con el río Molinar, escenario que desde antaño observó una extraordinaria actividad manufacturera en los procesos textiles y papeleros.
La mayoría de los edificios fabriles que se han conservado hasta nuestros días muestran unos patrones constructivos de características similares. Se puede hablar de una tipología: bóvedas en la planta baja o semisótano, pilares de sillares o ladrillos en la planta primera, y planta superior diáfano que deja ver las cerchas articuladas que sustentan la cubierta.
Las chimeneas se incorporan a los edificios paulatinamente, a partir del último tercio del siglo XIX. La primera caldera y chimenea se instaló en el año 1832 en uno de los edificios industriales de las Cinco Muelas o La Riba, localizado en el curso medio de El Molinar.
Junto con el empleo de la energía hidráulica, se fueron incorporando otras fuentes de energía: los motores de vapor y los de gas pobre, turbinas hidráulicas, y a partir de los inicios del siglo XX se incorpora la energía eléctrica. No obstante, algunas ruedas hidráulicas no dejaron de utilizarse incluso en los años 1960.
En el año 1960 existían 56 concesiones de agua en los 20 edificios de El Molinar. Es también a partir de los años 60 cuando ya no es rentable la ubicación de muchas de estas fábricas, por las dificultades de los accesos y comunicaciones. Empiezan a surgir nuevos asentamientos industriales, mejor ubicados y próximos a la población o en su interior y junto a las vías de comunicación, que ya no precisan de la energía hidráulica.
En la actualidad perdura toda la estructura que conformaba este enclave industrial que se adaptó con gran habilidad a la orografía permitiendo la utilización de la energía hidráulica de una forma racional.
El conjunto esta formado por una serie de inmuebles históricos:
Font del Molinar, Red Hidráulica, Molí Nou del Ferro, Molí del Ferro, ¿Els Solers¿, Molí de Tort / Molí de la Figuera, Batà de Silvestre, Batà de Pastor, Borrera de Sanus, Máquina de Graus, Ermita de Nuestra Señora del Pilar, Fábrica ¿El Xurro¿, Borrera de Espi. (E. Simón. Basado en el informe de R. Molina y J.M. Segura)

Fotos

Foto Inmueble

La geolocalització dels elements està en procés de revisió.