Tornar

Exconvento de Carmelitas

Codi
46.16.065-002
Denominació
Exconvento de Carmelitas
Municipi
BENIPARRELL
Comarca
L'HORTA SUD
Província
València
Localització
Plaza Barón de Beniparell s/n
Època
S.XVIII
Ús primitiu
Conventual
Ús actual
Diocesano
Estil
Neoclasicista
Tipologia
Edificis - Edificis religiosos - Convents
Foto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble
Secció
Segunda
Clasificació
Bienes inmuebles 2ª
Categoria
Monument d'interés local
Estat
BRL (Genèric)
Modalitat
Bien de Relevancia Local según la Disposición Adicional Quinta de la Ley 5/2007, de 9 de febrero, de la Generalitat, de modificación de la Ley 4/1998, de 11 de junio, del Patrimonio Cultural Valenciano (DOCV Núm. 5.449 / 13/02/2007)

El núcleo urbano de Beniparell está a unos 8 kilómetros de Valencia y está atravesado por el antiguo Camí Reial, supuestamente coincidente con la romana Vía Augusta.
En 1258 Jaume I dona la alquería musulmana de Beniparrell a Arnau de Romaní (Arnaldo de Romanino), aunque la Cartuja de Portaceli también dispondría de parte del señorío ya que en 1314, el prior Pedro Bielsa decide la venta de la alquería porque "el gobernar vasallos, para nosotros los cartujos, es ocasión de mil inquietudes". En 1600 Luis Escrivá de Romaní dona 16 hanegadas de tierra para la fundación del convento de Carmelitas.
Las edificaciones que perviven se encuadran en el periodo final del siglo XVIII, de ordenada traza académica, dentro de la modestia conventual. El claustro es de planta cuadrada, con cinco módulos por panda, de dos plantas, con arcos de medio punto los módulos inferiores y escarzanos en la galería superior; se conserva gran parte de las bóvedas aristadas, con alguna parte sustituida por forjados actuales de elementos de hormigón. Se aplica el orden toscano en las dos plantas, con pilastras dobles y friso; las fábricas son de ladrillo macizo con revoco, se detectan restos de cromatismo y decoración geométrica en bajorrelieve formando plafones en rombo y orlas. La actual cubierta inclinada de teja es seguramente fruto de reformas, como se aprecia por la invasión que hace de las ventanas de la iglesia; posiblemente la original sería una cubierta plana, rematada con balaustrada o albardilla con pináculos o bolas que bordearía el patio. En medio del patio pervive el pozo del convento.
La iglesia es de una nave con tres tramos, crucero y presbiterio. Su altura y sencilla ornamentación le dan una escala y espacialidad interior de gran amplitud y solemnidad. La falsa cúpula es un alarde constructivo, realizada en bóveda vaída muy tendida, con decoración que finge una media naranja. En el centro se representa una alegoría de Elíseo y Elías, y las pechinas representan a santos carmelitas, Santa Teresa, San Juan de la Cruz y posiblemente Santa Magdalena de Pazzi y San Ángel de Sicilia.
La iglesia mantiene el uso religioso, como iglesia parroquial, bajo la advocación actual a Santa Bárbara.
El claustro mantiene su identidad y configuración, aunque algo alterada; sus estructuras y compartimentación están casi completas, aunque desfiguradas por la ocupación como viviendas, patios y anejos. (J. M. Despiau)

Fotos

Foto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble

La geolocalització dels elements està en procés de revisió.