Tornar

Barranco de los Molinos de Ares del Maestre

Codi
12.02.014-008
Denominació
Barranco de los Molinos de Ares del Maestre
Municipi
ARES DEL MAESTRE
Comarca
L'ALT MAESTRAT
Província
Castelló
Ús primitiu
Industrial
Tipologia
Edificis - Edificis industrials i preindustrials - Molins
Foto InmuebleFoto InmuebleFoto InmuebleFoto Inmueble
Secció
Primera
Clasificació
Bienes inmuebles 1ª
Categoria
Espai etnològic
Estat
Declaració singular
Anotació Ministeri
R-I-54-0000239
Data disposició
15/05/09
Data publicació DOGV
19/05/09
Data publicació BOE
11/06/09
Tipus de delimitació
Delimitado - Delimitación Definitiva - Declaración con Entorno Veure delimitació al mapa
Publicacions DOGV
Resolució incoació
Publicació declaració
Resolució entorn de protecció
Delimitació entorn de protecció
Data resolució
15/05/09
Data publicació
19/05/09

El llamado barranco de los Molinos debe su nombre a los cinco molinos harineros que se sirven de su agua como fuerza motriz de su maquinaria. Estos fueron construidos en la segunda mitad del siglo XVIII y reciben los nombres de Molino de la Roca, Molinet, Molino de Dalt, Molino de la Balsa Redonda y Molino del Sol de la Costa. Estos molinos son del tipo de rueda horizontal y forman cada uno de ellos una unidad hidráulica con una balsa de retención del agua (bassa), una torre o rampa, según cada caso, de caída de agua (cup) y la acequia de canalización de agua que los conecta (séquies).
La red lineal conduce el agua desde el punto más alto del abastecimiento de aguas, El Ojo de la Roca hasta la salida de las aguas del molino más bajo, El del Sol de la Costa. Los molinos no consumen agua sino que la utilizan para transformarla en energía mecánica y la vierten luego a su cauce natural. El agua se aprovecha luego con el mismo caudal hasta cinco veces.
Evolución histórica
La construcción de los molinos fue llevada a cabo por iniciativa de los grandes propietarios rentistas de las fincas agrícolas donde se ubican. Se encuentran datados tres de ellos: El Molino de la Roca de 1774, el Molino de la Balsa Redonda de 1760 y el Molino del Sól de la Costa de 1798. Las razones de su construcción fueron funcionales, se trataba de conseguir un conjunto que moliese la cantidad de trigo suficiente para la población creciente de una gran parte del término de Ares y de otros territorios vecinos como las masías del altiplano sur de Morella.
Tipologías arquitectónicas
La realización de esta obra de ingeniería tuvo que adaptarse a las condiciones naturales del terreno, un relieve muy escarpado con escaso y puntual caudal de agua. Se debía conseguir con el caudal disponible, la energía necesaria para mover la maquinaria, llegando a realizarse el cup, excavado parcialmente en roca, de 25 m de altura del primer molino, y el acueducto que conduce el agua hasta el cup del Molino del Sól de la Costa, dos de las construcciones de mayor envergadura de este conjunto. Esta tipología es la dominante en la montaña mediterránea donde los caudales son escasos y a menudo temporales pero los desniveles de la orografía son importantes.
El agua que abastecía el conjunto del Barranco de los Molinos, procede de un barranco de desagüe del extenso altiplano de Ares-La Llàcua, permanece seco la mayor parte del año pero dispone de algunos nacimientos de agua en su cabecera: el manantial o Ullal, conocido como el fregadero de la Roca, situado en la ladera (1045m) y unos 30 m por encima del Molino de la Roca, la fuente del Molino (980m), situada junto al barranco y la fuente dels Regatxols (1210m) desde la que el agua llegaba canalizada salvando un fuerte desnivel. Desde estos puntos el agua era dirigida hacia las balsas bassas, aquí se almacenaba el agua, y una vez se disponía de suficiente agua retenida, los molinos podían ponerse en funcionamiento. La balsa se comunicaba con los mecanismos del molino a través del cup, por donde el agua se vertía en caída vertical, o deslizando sobre un plano inclinado, en el caso de los cups en forma de rampa. Una vez lleno el cup, se abría la tapa de la acequia ¿parte final del cup y de entrada de agua hacia el cacau¿ y el agua salía a través del pequeño orificio de la acequia con la suficiente velocidad para hacer girar la rueda d¿alems. La rueda de madera o roda d¿alems, transmite su giro a través de un eje vertical a la muela volandera, que en su movimiento giratorio sobre otra muela fija, convierte por rozamiento el grano en harina.
El conjunto fue realizado en sillería, empleada principalmente en cups y rampas¿ utilizada principalmente con el fin de impermeabilizar conductos y evitar al máximo las pérdidas de agua por filtración y también para conseguir mayor durabilidad.
(Basado en el proyecto básico y de ejecución de Rehabilitación del Sistema Hidráulico del arquitecto D. Pascual Meneu Vives)

Fotos

Foto InmuebleFoto Inmueble

Plànol

Foto InmuebleFoto Inmueble

La geolocalització dels elements està en procés de revisió.